Claros, nubes (mi otro vicio)

Estándar

El otro día os comentaba algo de mis adicciones. Aquella vez el protagonista era el café. Hoy os voy a hablar de otra. Más grave, y preocupante.

He de decir, a modo de contexto, que me considero una persona concienciada con la alimentación. En mi casa siempre nos han impartido una educación alimenticia muy buena, y a mi madre siempre le ha preocupado mi nutrición. Evito absolutamente todos los alimentos industriales, en su mayor medida los procesados, azúcares, refinamientos… en fin. Sigo una dieta compaginando las bases de la macrobiótica y sobre asentamientos vegetarianos (salvo excepciones) dentro de lo que mi economía estudiantil me lo permite. Intento consumir productos locales, biológicos, no alterados ni modificados genéticamente.

Pues bien, mi otro vicio es… las ¡nubes! sí, sí, por paradójico que pueda parecer, las nubes de gominola. Algo que va totalmente y radicalmente en contra con todos mis “ideales”. Sé que son malas, terribles, pero me siento totalmente adicta a ellas. Lo he probado todo. Tirar las que tengo en casa, prometerme no comprar más… y nada… siempre que voy a la calle, cuando paso por una tienda de gominolas, lucho contra mi interior… me intento detener con todas mis fuerzas… pero no es posible. entro y me compro una o dos nubes. Mis favoritas, además, no son las típicas marshmallows sencillos, no. A poder ser, que estén recubiertos de chocolate o coco. Y cuánto mejor si el chocolate es de ese rosa. ¿Os lo podéis creer?

Yo no lo entiendo, soy incapaz de comerme un croisant del mercadona pensando que es puro veneno para el cuerpo y luego como estas cosas. ¿Alguna sugerencia para dejarlo? Ayer Anna me dijo que este tipo de productos tiene substancias adictivas. Estoy convencida, por que no encuentro otra explicación…

El mayor problema es que ahora que me alimento tan mal porque mi estómago es psicosomático y no digiere bien, y los nervios me están jugando una mala pasada, la adicción a las nubes es terrible. Quiero decir, me como una nube, que me ensucia el estómago y me quita el hambre. La nube no me aporta nada nutricionalmente hablando, y todavía impide que coma algo más saludable.

Bueno, en el próximo post, volveremos sobre China. Simplemente quería escribir porque quizá si os prometo que no volveré a sucumbir nunca más … lo logro! para que luego digan que no lo he probado todo!

 

¡Gracias!

Advertisements

About casinoviembre

Soñadora aficionada. Licenciada en traducción e interpretación (inglés, chino) Licenciada en estudios de Asia Oriental (China) Apasionada por todo lo que me rodea. Cine, Asia, Literatura, Idiomas, Salud, Ecología, Actualidad, Gente

Deixar unha resposta

introduce os teu datos ou preme nunha das iconas:

Logotipo de WordPress.com

Estás a comentar desde a túa conta de WordPress.com. Sair / Cambiar )

Twitter picture

Estás a comentar desde a túa conta de Twitter. Sair / Cambiar )

Facebook photo

Estás a comentar desde a túa conta de Facebook. Sair / Cambiar )

Google+ photo

Estás a comentar desde a túa conta de Google+. Sair / Cambiar )

Conectando a %s